sábado, 22 de junio de 2019

TATE Capítulo 24

Capítulo 24
Huevos sorpresa
Traducido por Lord
Corregido por DaniR
Editado por Tars

“Oh, pero si es el señor Héroe. ¿En qué puedo servirte hoy?” El gentil dueño de la tienda de esclavos apareció con un gesto meloso dándonos la bienvenida. “¿Uh?” Sorprendido, miró a Raftalia con curiosidad. “Qué cambio tan sorprendente. No pensé que crecerías tan bien.” – dijo con voz desilusionada mientras se desanimaba. “¿Qué…?” “Pensaba que serías más como nosotros, qué desafortunado.” ‘¿Qué quieres decir con eso? ’ es lo que quería decirle, pero me guardaré esa pregunta para mí. “Los verdaderos traficantes de esclavos crían esclavos de alta calidad manteniéndolos medio muertos.” – continuó con tono informal. “Entonces, los esclavos que conoces son descartados después de ser usados, ¿verdad?” “¿A-amo N-Naofumi?” Raftalia me miró preocupada. Me he vuelto mucho más confiado ahora. Mi situación actual es mucho mejor que la última vez. “Fu, fu, fu… Es así, qué emocionante.” El dueño de esclavos, tal vez divertido por mi respuesta, dejó salir una risita. “Bueno, viendo su condición… Ha crecido bastante bien. Para una no virgen… ¿Qué tal 7 monedas de oro?” “¿Por qué hablas como si fuera a ser vendida? Además, ¡aún soy pura!” Conmocionado por las palabras de Raftalia, el traficante de esclavos dio un grito ahogado. “¡Oh, Dios mío! Entonces, ¿qué tal 15 monedas de oro? ¿Puedo confirmar si es virgen?” “¡Amo Naofumi!” ¿15 monedas de oro por Raftalia? “¡Amo Naofumi! Oye, por favor, di algo.” ¡15 monedas de oro serían suficientes para comprar el hombre lobo nivel 75! Mientras tenía esos pensamientos, Raftalia me agarró fuertemente del hombro con una mirada que daba miedo en su cara. “Amo Naofumi… Si sigues jugando, me enfadaré.” “¿Qué pasa? Tienes una mirada que da miedo.” “No me estás defendiendo en absoluto, aunque me quieren comprar.” “Solo estoy bromeando.” Así es como lo había interpretado… Aunque me lo había llegado a pensar, Raftalia descubrió mis verdaderas intenciones. No debería pretender vender a la única persona en este mundo que cree en mí. “15 monedas de oro…” Su agarre se hizo más fuerte cuando murmuré esto. “¡Ay, ay!” La fuerza ofensiva de Raftalia… Se ha vuelto mayor que mi defensa. Esto es confiable en un sentido de combate. “Huiré, lo sabes.” “Es una broma. Estaba pensando en lo increíble y hermosa que te has vuelto.” “¿Qué…? Oh, amo Naofumi…” Por alguna razón, Raftalia se puso tímida de repente. Es un poco irritante. Es lo que pensaba, pero, ¿por qué? ¿Qué es lo que he dicho? “Bueno, no está a la venta.” “Ya veo… Es una lástima. Entonces, ¿en qué puedo ayudarte?” “Ah, ¿no has oído hablar de la conmoción en el castillo?” El traficante de esclavos sonrió ante mi pregunta. “Algo he oído. La maldición de esclavitud fue eliminada, ¿no?” “Si ya lo entiendes, entonces esto será simple… En primer lugar, no preguntes si lo sabes de antemano.” Ya estoy cansado de tratar el tema con Raftalia. Por el amor de Dios… “Por supuesto, a pesar de lo que el Rey declaró, el sistema de esclavitud seguirá existiendo.” “Pensé que los nobles no compraban esclavos.” “No, nada que ver. Hay muchos esclavos que pertenecen a los ricos. Después de todo, son bastante útiles, por supuesto.” “Ese rey basura, diciendo esas cosas mientras apoya a Motoyasu, el Héroe de la Lanza… ¿No se volverán rebeldes los nobles? Yo lo haría si fuera uno de ellos.” Sería muy gracioso si eso ocurriera. Aunque sería bastante malo para el reino. “Bueno, hay muchas facciones dentro del reino. Si se rebelaran, los que terminarían perdiendo serían los mismos nobles. Sí.” “¿Ese viejo barbudo tiene tanta influencia?” ¿Eso se debe a que este reino es una completa dictadura? Entonces, tal vez el reino se derrumbe cualquier día de estos debido a un levantamiento, ya que actualmente tiene un rey basura que será sucedido por una princesa perra. “En realidad, en este país, más que el rey…” “Um… Volviendo al asunto de la maldición de esclavitud…” “Ah, sí.” Hemos hecho un paréntesis. Ahora que lo pienso, no me importa lo que le pase al rey basura. “Así que, has venido a volver a aplicar la maldición, ¿sí?” “Sí, ¿es posible?” “Cuando quieras.” Con un chasquido de sus dedos, un asistente apareció con la misma jarra que usamos cuando la marcamos por primera vez. Una Raftalia avergonzada se quitó la armadura y expuso su pecho. "Qu… ¿Qué tal?" "¿Qué tal qué?" “¡Mmmmmfffffff!” ¿…? ¿Por qué está tan avergonzada? Incluso ha suspirado. ¿He hecho algo? Al igual que la última vez, agregué mi sangre a la tinta y recubrieron a Raftalia con la mezcla, donde solía estar la antigua marca. “Aunque la marca fue borrada, es posible restaurarla.” “Ohh…” La marca borrada comenzó a reaparecer mientras el pecho de Raftalia brillaba. “Ngh…” Como era de esperar, parece que duele. Raftalia trataba de soportar el dolor. La marca fue restaurada ante mis ojos. Necesito comprobar la reacción de desobedecer órdenes. Debería estar bien ir suave esta vez… Raftalia se estaba convirtiendo en esclava de nuevo para ganarse mi confianza. Así que ahora también debería confiar en ella. “Entonces…” Mientras pensaba en qué hacer, noté que quedaba algo de tinta en el plato. “Oye, ¿me das un poco de esa tinta? Puedo pagar por ella.” “Claro, adelante.” Extendí el resto de la tinta del plato sobre mi escudo. *Suu*, mi escudo absorbió la tinta.

Has desbloqueado nuevos escudos.
El requisito para el Escudo Esclavista se ha desbloqueado.
El requisito para el Escudo Esclavista II se ha desbloqueado.

Escudo Esclavista
Bono de Equipo:
Crecimiento de Esclavo +1 (Pequeño) (No Dominado)

Escudo Esclavista II
Bono de Equipo:
Condición de Esclavo +1 (Pequeño) (No Dominado)
Escudo Esclavista… Bueno, es algo que se podía esperar. Algo nuevo apareció en el árbol, ramificándose de la serie Escudo Pequeño. No es tan fuerte. Sin embargo, el bono de equipo me llamó la atención, Crecimiento mejorado. ¿Pero había desbloqueado dos objetos con un poco de tinta? Miré cuidadosamente a Raftalia. “¿Qué pasa?” Eso me recuerda que antes el escudo absorbió su pelo. El ‘Escudo Mapache’ fue desbloqueado en ese momento, pero tal vez eso también cumplía algunas de las otras condiciones. Era lo más probable en el caso del Escudo Esclavista II. Con esas condiciones cumplidas, se desbloquearon dos escudos. Razoné eso de forma lógica. En ese caso… “Raftalia, dame un poco de tu sangre.” “¿Qué, por qué?” “Hay algo que quiero probar.” Desconcertada, Raftalia se hizo un pequeño corte en la punta del dedo y esparció un poco de sangre en el plato. Lo derramé sobre mi escudo.

Has desbloqueado nuevos escudos.
El requisito para el Escudo Esclavista III se ha desbloqueado.

Escudo Esclavista III
Bono de Equipo:
Crecimiento de Esclavo +1 (Intermedio) (No Dominado)
¡Sí! ¡Como era de esperar! “¿Amo Naofumi? Parece que te estás divirtiendo.” “Ahh, ha aparecido un escudo interesante.” “Eso es genial.” Cambié mi escudo por el Escudo Esclavista para ver el aspecto que tenía. “Ahora, pues... ¿Hmm?” Habíamos terminado nuestro asunto aquí y empezamos a irnos, pero una caja de madera llena de huevos me llamó la atención. No recuerdo haber visto esto la última vez. Tengo curiosidad. “¿Qué es eso?” – le pregunto al traficante de esclavos. “Ahh, eso es lo que vendemos como nuestra fachada de negocios.” “¿Qué tipo de negocio?” “Una tienda de monstruos.” Por alguna razón, contestó excitado. “¿Monstruos? En ese caso, ¿también hay domadores de monstruos?” “Qué perspicaz, no era consciente de ello señor Héroe.” “Creo que no he visto ninguno…” “Amo Naofumi.” – dijo Raftalia levantando la mano. “¿Qué?” “Los firorial son monstruos criados por un domador.” Es el nombre de un monstruo del que nunca he oído hablar. No tengo ni idea de lo que quiere decir. “¿Qué es eso?” “Es un pájaro que suele tirar de carruajes en vez de caballos dentro de la ciudad.” “Oh, esas cosas.” Esos pájaros que parecen chocobos. Pensaba que eran animales únicos en este mundo, pero supongo que son monstruos. “En el pueblo en el que vivía, también había gente que criaba monstruos. Se crían por su carne en muchas de las granjas.” “Ohh….” Conque es así. En este mundo parece que la gente que trabaja en granjas también cuenta como domadores de monstruos. “¿Entonces, esos huevos son…?” “Es difícil para la gente manejar a los monstruos de otra manera. Así es más fácil hacer negocios.” “Con que es eso.” “¿Te gustaría ver las jaulas con monstruos totalmente criados?” Si muestro interés, él trataría de vendérmelos. El traficante de esclavos es un hombre de negocios. “No, está bien.” Tengo otros asuntos que atender. “¿Qué es ese letrero encima de la caja llena de huevos?” Aunque no sé lo que está escrito allí, veo una flecha apuntando a la caja y caracteres que parecen números. “¡Un intento por 100 monedas de plata, una lotería de huevos de monstruo!” “100 monedas son bastantes.” Actualmente tenemos 508 monedas de plata. Es un precio muy alto. “Porque son monstruos caros.” “Solo para estar seguro sobre los firoriales, ¿cuánto cuestan normalmente?” “A partir de 200 monedas por uno adulto. También proporcionan muchos subproductos como plumas. Sí.” “¿Así que los polluelos son más baratos que los adultos? Y este es el precio por un huevo de firorial… ¿Pero está también el costo de criar uno?” “No, no, también tenemos otros tipos de huevos ahí.” “Ya veo… Ya que es una lotería.” Así que está diciendo que hay perdedores y ganadores. Uno de los malos vale menos, mientras que uno de los buenos vale más que el intento. “Así que probablemente no haya de los buenos ahí, ¿verdad?” “¡¿Qué?! ¡Señor Héroe! ¿Realmente piensas que haríamos una estafa así?” “¿Me equivoco?” “¡Estamos orgullosos de nuestro negocio! Aunque nos gusta engañar a nuestros clientes, nunca tergiversaríamos nuestros productos.” “Te gusta engañar, pero no mientes…” ‘¿Qué clase de lógica es esa? ’ – me pregunto estupefacto. “¿Y? ¿Cuál es el premio ganador?” “Una forma fácil de explicártelo sería un Kiryuuu.” ¿Kiryuuu? Eso es quizás… ¿Un dragón que un caballero comandante montaría? “¿Un dragón como un caballo?” “Estos son de los que vuelan. Son muy populares… Así que los nobles a menudo compiten por ellos.” Dragones voladores… Como en los sueños. “¿Amo Naofumi?” “El precio de mercado de uno de esos es de unas 20 monedas de oro.” “¿Cuáles son las posibilidades? Solo para el Kiryuuu.” “Ahora mismo hay 250 huevos en la lotería. Entre ellos, hay uno.” Así que una entre doscientos cincuenta. “Se ha lanzado magia de alto nivel, así que no se puede reconocer por la apariencia o el peso. Solo después de que los clientes reconozcan que puede que no ganen, les permitimos jugar.” “Qué buen negocio.” “Sí, si uno gana nos aseguramos de obtener su nombre. Y por la publicidad tenemos muchos participantes.” “Por supuesto, es solo suerte…” “Si uno compra diez intentos, entonces les permitimos que escojan otro de la caja. Sí.” “Pero, ¿qué tal si se excluye al Kiryuuu?” “Bueno. Sin embargo, hay algunas que valen 300 monedas de plata.” Escuchar esto me hace sonreír. Espera un segundo… ¿Esto no es algo como ‘Huevos Sorpresa’? ¡Hey! Es fácil obtener grandes ganancias con algo así. Casi me engañan otra vez. “Hmm…” Aun así, he terminado viendo algo interesante aquí. Pensando en ello, me siento un poco vulnerable solo con Raftalia. ¿Qué sería mejor, comprar otro esclavo o criar a un monstruo? Sería interesante probar el nuevo Escudo Esclavista. El nivel de Raftalia ya ha subido, así que será difícil obtener los beneficios del Crecimiento de Esclavo. Sin embargo, recordé a Motoyasu. Ese tipo era muy molesto con lo de liberar esclavos… Aunque, tal vez fue porque Raftalia era una chica bonita. También en muchas ocasiones Raftalia ha estado metida en problemas. Además, tendría que comprar equipo para el esclavo. Esto sería un problema para mí, ya que no tengo dinero. “Está bien, entonces compraré un solo intento.” “¡Muchas gracias! Esta vez también te daré la ceremonia de esclavitud gratis.” “Oh, qué generoso. Me gusta eso.” “¿¡Amo Naofumi!?” “¿Qué pasa?” “¿Vas a comprar un huevo de monstruo?” “Ah, estaba pensando que nuestra última batalla fue dura solo contigo. El equipo para otro esclavo sería caro, así que pienso que criar a un monstruo será interesante.” “Mmmmm… Pero los monstruos también pueden ser problemáticos.” “Ya lo sé. ¿No quieres una mascota?” “¿Pero no estás apuntando a un dragón?” “Hasta un usapiru de mierda está bien.” No es como si odiara a los animales, incluso los juegos multijugador tienen características de domesticación de mascotas. Esperemos que criarlos sea similar y que sea igual de relajante. De cualquier manera, mientras sea capaz de obedecer órdenes como un esclavo, entonces debería tener un ataque mayor que el mío. Me doy cuenta de que como ahora tengo un poco de dinero extra, estoy empezando a ser imprudente con mis gastos. Sin embargo, esto debería ser una buena inversión. De todos modos, con el Escudo Esclavista tiene sentido tener un monstruo. “Venderlo después de criarlo no será tan doloroso como con un esclavo.” “Ah, ya veo. Eso tiene sentido.” Aunque acabemos apegándonos a él, no tenemos dinero, así que tendremos que soportarlo en caso de que eso ocurra. Como un esclavo es otra persona, tener que venderlo será lamentable. Si por alguna razón necesito vender un esclavo con el que me he hecho amigo como Raftalia, no estoy seguro de poder hacerlo. Sin embargo, los monstruos no son capaces de hablar, así que no importa lo que sea, solo será un poco doloroso. Lo dejaré atrás con un ‘espero que encuentres a un buen amo’. “¿Así que también proporcionas esos servicios?” “¡Estoy emocionado por lo perspicaz que es el señor Héroe! ¡Sí!” Este comerciante de esclavos se entusiasma mucho. Echemos un vistazo a los huevos por ahora. Dijo algo sobre que no había forma de buscar entre ellos. Bueno, supongo que elegir uno al azar está bien. “Este entonces.” Usando mi intuición, elijo uno de entre los que están cerca de la derecha. “Por favor, marca este sello con tu sangre para recordar cuál has elegido.” Como él me dice, unto mi sangre en el diseño del huevo. Una luz roja brillante resplandeció al aparecer un icono que representa al domador de monstruos. Supongo que esto es lo mismo que restringir lo que los esclavos pueden hacer, estableciendo un castigo por ello si mis órdenes son ignoradas… Lo haré más severo que el de Raftalia. Es un monstruo después de todo. Como no puede entender mis palabras, entonces será mejor que el castigo resulte duro. Aunque aún no ha salido del cascarón. Mientras sonríe, el traficante de esclavos abre una máquina parecida a una incubadora. “Si por alguna razón no eclosiona, voy a pedir una compensación.” “¡Qué admirable! ¡El señor Héroe no aceptará un fracaso sin reclamar!” Tomo nota del estado de ánimo y la actitud del traficante de esclavos. Cielos, ¿no es este tipo un poco masoquista? Aunque no me gusta abusar verbalmente de otros tipos… Bueno, quiero ver las caras de sufrimiento de esos héroes de mierda. “Aunque ahora solo sean palabras, realmente lo haré. Te soltaré a mi violenta esclava.” “¿Qué me vas a obligar a hacer?” “Debidamente anotado.” El traficante de esclavos está de buen humor. “¿Cuándo saldrá del cascarón?” – le pregunto al comerciante de esclavos después de entregar 100 monedas de plata. “Está escrito en la incubadora.” “Hmmm…” Los caracteres numéricos están cambiando. “Raftalia, ¿sabes leer?” “Solo un poco… Dice que mañana.” “Tan rápido. Bien, eso es bueno.” “Esperaremos su próxima llegada.” Al final salimos de la tienda con nuestro huevo.



viernes, 21 de junio de 2019

G4L Capítulo 28

Arco 5 Capítulo 28
Mutua diferencia de intereses
Traducido por Tars
Corregido por DaniR
Editado por Tars

Habían pasado ocho días desde el momento en que Valetta fuera incapaz de viajar a Japón desde su otro mundo. Era por la mañana. Kazura se encontraba junto a Valetta, detrás de la casa del jefe de la aldea, donde estaba el corral con los dos cortaraíces. Estaban dando de comer a las aves un alimento de nutrición equilibrada que había comprado en Japón hacía seis días. Las aves picoteaban la comida dispersa por el suelo como si fuera deliciosa. Era la misma escena que podrían crear unas gallinas en Japón. “Bien, bien, come mucho y pon muchos huevos. Si puedes, por favor, pon un huevo fertilizado.” Al parecer, la alimentación era realmente efectiva, ya que en los últimos cuatro días habían puesto dos huevos. Pero, al mismo tiempo, no se habían puesto a incubar ninguno, por lo que no estaban fertilizados. Como solo tenían dos aves, sería un problema si se debilitaban y morían, así que Kazura las alimentaba con productos traídos de Japón y, tal como esperaba, su constitución había mejorado. “Si en el futuro aumenta el número de cortaraíces, después de varios años, puede convertirse en una nueva industria de la aldea… También necesito estudiar más sobre la avicultura.” – dijo Valetta. Desde que descubrieron que no podía ir a Japón con Kazura, Valetta había estado estudiando con más entusiasmo. Kazura también estaba aprovechando para estudiar junto a Valetta, sin embargo, su tasa de aprendizaje era muy inferior. Al final, Valetta siempre terminaba dándole clases sobre lo que acababan de aprender. Como aún no habían aprendido nada sobre el cuidado de aves, solo podían confiar en la información que le había contado el empleado del centro comercial cuando compró los alimentos. Pero esto no era más que el conocimiento básico necesario para cuidar aves. “La próxima vez que regrese a Japón, compraré un libro sobre avicultura… La verdad es que vamos a necesitar una estantería…” Durante los últimos ocho días, Kazura había regresado varias veces a su país para comprar comestibles y, aprovechando el viaje, compraba una gran cantidad de libros como regalo para Valetta. Sin embargo, últimamente el número de libros había aumentado de forma considerable y solo podían amontonarlos en una esquina de la habitación de Kazura. “Eso es verdad… Ya que talamos muchos árboles para pagar impuestos, usaremos algunos para construir estanterías.” – dijo Valetta. “Si vamos a hacer una, ¿qué tal si hacemos una grande? Hmm… Parece que tenemos visita.” – añadió Kazura. Mientras los dos estaban hablando y alimentando a los pájaros, escucharon a varias personas gritar el nombre del jefe de la aldea en voz alta desde la entrada de la casa. Parecía que alguien del pueblo había venido de visita, pero por alguna razón, parecía estar en un ataque de pánico. Ambos se miraron, preguntándose qué estaba pasando con esa situación inusual, mientras arrastraban sus pies hacia la entrada de la casa.
* * *
Cuando ambos llegaron a la entrada de la casa, se encontraron con Varin y otros diez aldeanos en medio de una acalorada conversación con una expresión seria en sus rostros. Cuando los aldeanos notaron la llegada de Kazura y Valetta, todos se quedaron callados. Se podían ver miradas ansiosas mezcladas con otras de súplica, mientras miraban a Kazura. “Hmm…” “¿Ha pasado algo?” – preguntó Valetta a los aldeanos, dando un paso adelante. Kazura estaba preocupado por esas repentinas miradas. Los aldeanos mantuvieron la boca cerrada y cambiaron su mirada hacia el suelo. Al final, Varin comenzó a hablar, incapaz de dejar que ese silencio continuara. “Parece que un ejército de Isteria se dirige hacia Villa Grisea por el camino del este. Son alrededor de cien personas.” – dijo Varin. “¿¿Eh??” Al escuchar las palabras de su padre, Valetta giró la cabeza para mirar a Kazura. Hasta ahora, por lo que Valetta sabía, a excepción de cuando atacaron al Greisior de la leyenda, el ejército de Isteria nunca había llegado a Villa Grisea. Hasta los tres soldados que visitaron la aldea para reclutar durante la guerra con Balveil, podían ser considerados una multitud. “Hmm… Creo que debería volver a mi habitación por ahora.” – dijo Kazura. Esta vez, incluso Valetta se unió al resto de aldeanos y se quedó mirando a Kazura. Como podía sentir la pesadez de la situación, decidió retirarse a su habitación. Excluyendo a Valetta, todos en este sitio, incluso Varin, creían que era Greisior. En ese caso, si todavía estaba allí, Kazura sabía que los aldeanos no podrían continuar con su conversación. Así que, tras decir esas palabras, desapareció en el interior de la casa, bajo la mirada de todos. Después de asegurarse de que Kazura había entrado en la residencia, los aldeanos volvieron a mirar a Varin. “Jefe… El ejército que se dirige a la aldea viene a capturar a Kazura, ¡no es el enviado habitual enviado por el señor Narson!” “No, eso todavía no se ha confirmado…” – dijo Varin. “¿Por qué otra razón viene este ejército a esta aldea? Si esto es como en la leyenda, entonces Kazura… ¡Greisior volverá a dejarnos!” Aunque estaban hablando en voz baja, dado que estaban ansiosos por tener a Kazura dentro de la casa, las agresivas súplicas de los aldeanos hicieron que Varin se estremeciera de forma involuntaria. Para los aldeanos, Kazura era Greisior y había venido a salvarlos. Los aldeanos temían que, al igual que en la leyenda, el Dios de la Benevolencia y la Cosecha, que había aparecido para salvarlos, fuera capturado una vez más por el señor feudal. Esa era la razón por la que los aldeanos habían entrado en pánico. “No queremos repetir el mismo error que en la leyenda. Así que, por favor, saca las armas de la casa.” “¡Eh! ¡Ah! ¿De qué estas hablando? ¿Queréis apuntar vuestra espada contra el ejército de Narson? ¡No digáis tonterías!” Sacar las armas. Los aldeanos estaban pensando en algo escandaloso, por lo que Varin no pudo evitar gritar en voz alta. Apuntar con una espada al ejército de Isteria, sería lo mismo que rebelarse contra Arcadia. Aunque los aldeanos retrocedieron por un momento ante la mirada enojada de Varin, al instante se recuperaron y, dando un paso hacia adelante, le aguantaron la mirada. “Hace varios cientos de años, a pesar de que sus vidas fueron salvadas por Greisior, nuestros antepasados dejaron que fuera capturado y no pudieron protegerlo. Pero nos perdonó, ha perdonado a los descendientes de esos pecadores y una vez más nos está ayudando. No dejaremos que vuelva a ocurrir el mismo error, esta vez no abandonaremos a Greisior.” “Sin embargo, luchar contra el ejército de Narson es…” – gruñó Varin. Al escuchar las palabras del aldeano, su expresión se agrió. Podía empatizar con los aldeanos. Incluso el mismo Varin estaba pensando en maneras de evitar que Kazura fuera capturado. Sin embargo, si se atrevían a desafiar al ejército de Narson, entonces lo que les esperaba sería la pena capital o la esclavitud. Si solo terminaban condenando a muerte a Varin, entonces con mucho gusto haría todo lo que fuera necesario por Kazura. Sin embargo, no tenía dudas de que la aldea también recibiría un fuerte castigo. Por supuesto, su familia sería condenada a muerte, mientras que los aldeanos serían asesinados o convertidos en esclavos. “Estoy de acuerdo con todo lo que habéis dicho. También pienso que, si vienen a capturar a Greisior, aunque nuestro oponente sea el ejercito de Narson, tenemos que levantar nuestras armas y luchar contra ellos.” – dijo Valetta. Mientras Varin estaba pensado en qué podían hacer, Valetta, quien había estado callada hasta ese momento, dio su opinión. Jamás habría imaginado que podía llegar a decir algo como esto. Se sorprendió mucho y miró fijamente a su hija. Los aldeanos también se vieron fortalecidos por la opinión de Valetta. Cuando Varin estaba a punto de abrir la boca para protestar porque su hija estaba de acuerdo con los aldeanos, Valetta continúo su discurso. “Sin embargo…” – continuó Valetta, volviéndose hacia los aldeanos. – “Estoy asustada y tengo miedo de decir esto, pero aunque cada uno de nosotros sostuviera un arma y fuera a la batalla, sería complicado rechazar a un ejército de cien personas. Después de todo, aunque hay gente en este pueblo que pueda luchar a la par con un soldado entrenado, según mi estimación, solo son unas diez personas como máximo.” Aunque al principio los aldeanos estaban encantados con que Valetta estuviera de acuerdo con su punto de vista, montaron un alboroto cuando señaló su punto débil. “Sí… Sin embargo, aunque eso puede ser cierto, ¡todavía tenemos que luchar! Después de todo, ¿no ha dicho la propia Valetta hace un momento que debemos ir a la batalla?” – dijo un aldeano mientras se acercaba a Valetta. “Sí. Si es necesario entonces claro que lucharé. Sin embargo, ese es nuestro último recurso. Dado que nuestro objetivo es proteger a Greisior, mientras podamos lograrlo, no hay necesidad de luchar contra el ejército de Narson.” – respondió Valetta, mirándolo a los ojos y asintiendo. “Pero para proteger a Greisior solo podemos luchar…” – añadió el aldeano. “Estoy segura de que todavía hay otras opciones que podemos tomar, además de la lucha. Sobre el ejército que se dirige a la aldea… ¿Hay alguien aquí que sabe cuándo va a llegar?” – preguntó Valetta. Cuando hizo esa pregunta, todos se miraron entre sí, luego un joven aldeano levantó la mano. “He escuchado que llegaran al pueblo en 1 koku.” “¿De quién lo escuchaste?” “De un soldado de caballería. Dijo que, dado que el ejército llegará en una hora, avisará al jefe de la aldea para que salga y se reúna con ellos.” Al oír esa respuesta, Valetta dejó escapar un suspiro de alivio. Ahora podía adivinar el objetivo del ejército que venía al pueblo. Creía que no venían a capturar a Kazura. Si su objetivo fuera capturar a Kazura, entonces no enviarían a un jinete para informar la hora de llegada del ejército. Cuando los aldeanos escucharon que vendría un ejército, lo primero en lo que pensaron fue que iba a pasar lo mismo que se contaba en la leyenda, haciendo que sus pensamientos fueran por la peor de las posibilidades. Aunque Valetta había pensado por un instante en explicar su razonamiento a los agitados aldeanos, sabía que no lo aceptarían. En su lugar, había tramado en otra forma de calmarlos temporalmente. Después de deliberar durante unos instantes, se enfrentó a los aldeanos y comenzó a darles varias instrucciones.
* * *
Mientras Valetta daba instrucciones a los aldeanos, dentro de su propia habitación, Kazura estaba metiendo toda su ropa y varios objetos dentro su bolsa de viaje. Por las palabras de Varin, parecía que el ejército de Isteria se estaba acercando a la aldea. Aunque no sabía qué objetivo tenía el ejército para venir a la aldea, consideró que sería mejor que desapareciera, al menos por el momento. Si el ejército debía permanecer en la aldea durante varios días, existía la posibilidad de que descubrieran su existencia en algún momento durante ese período. Después de todo, Kazura era una persona que no debería existir en esta aldea, si el ejército llevaba algo parecido a un registro de habitantes, aunque tuviera una apariencia similar a la de los aldeanos, sería descubierto. Mientras Kazura estaba metiendo sus pertenencias personales en la bolsa, vio la montaña de libros en la esquina de la habitación. Estaba pensando que podría ser necesario llevarse los libros, cuando Valetta, quien había terminado las conversaciones, entró a la habitación. “Kazura… Ah, ¿ya has terminado de recogerlo todo?” Tras terminar de llenar su bolsa, se había quedado mirando los libros amontonados en una esquina. Al verlo con esa cara, Valetta le mostró una sonrisa. “Sí, por el momento, me refugiaré en Japón. El ejército de Isteria al que se refiere Varin… ¿Llegarán pronto a la aldea?” “No, tardarán un koku…. Eh, aún faltan dos horas. Mientras tanto, debemos ocultar todo lo que no puede ser visto…” – respondió Valetta. Al escuchar la respuesta de Valetta, una vez más, Kazura volvió a dirigir su atención hacia los libros apilados. “Me pregunto si estará bien dejar todos esos libros atrás… De todos modos, ¿por qué viene ese ejercito hasta la aldea?” – preguntó Kazura mientras se llevaba la mano a la barbilla y se ponía a pensar. “Realmente no conozco su objetivo, como han enviado a un jinete para avisar al pueblo, parece que la razón no es Kazura. Tal vez solo estén de paso y se dirijan a otro lugar o simplemente se detienen como parte de su entrenamiento.” Al escuchar que su objetivo no era él, Kazura suspiró aliviado. Anteriormente, en su viaje a Isteria, había tenido problemas con la hija de Narson y estaba preocupado por si ese evento causaría problemas. Al igual que lo que Valetta había dicho, si el objetivo del ejército era pasar por un entrenamiento o una expedición, entonces podría regresar a la aldea en unos días. “Me alegraría que eso sea verdad. Sin embargo, bueno… Solo para estar seguro, será mejor si vuelvo a Japón… No solo estos libros, sino que las azadas y las herramientas que entregué a los aldeanos también deberían esconderse.” “No hace mucho he ordenado a los aldeanos que escondan todas las herramientas que Kazura ha traído, les he dicho que las guarden bajo tierra. Aunque revisen todos los sótanos, con la falta de luz, no podrán distinguirlas de una herramienta de bronce, así que no debería haber problema.” – respondió Valetta sonriendo, tras escuchar las palabras de Kazura. “Oh, buen trabajo, Valetta. Entonces debería valer si ponemos estos libros en una bolsa de tela y luego los colocamos en una esquina del almacén.” “Eso es verdad… Poner los libros dentro de una de las bolsas de la casa, y luego, solo para asegurarse, pondremos cosas encima de los libros. Creo que estará bien.” – añadió Valetta. Si el objetivo del ejército no era capturar a Kazura, entonces no registrarían la aldea, pero no había ningún problema en ser cautos y almacenar las cosas más problemáticas si fueran descubiertas. Así no llamarían la atención. Kazura asintió ante la respuesta de Valetta y se volvió hacia los libros de nuevo. “Entonces, deberíamos guardar los libros rápidamente.” “Sí, iré a buscar bolsas para guardar los libros.” – dijo Valetta. Y así, aunque difería de lo que habían planeado al principio, comenzaron a guardar los libros apilados en la esquina.
* * *
Aproximadamente dos horas después de que los aldeanos entraran en un alboroto, Isaac, que había traído a toda su unidad con él, ordenó a su ayudante preparar un campamento a unos doscientos metros de la entrada de Villa Grisea. Dado que era justo antes del mediodía, tenían tiempo de sobra para preparar el campamento. Sin embargo, como también tenía que realizar la inspección de Villa Grisea, tendría que separarse de su unidad. Así, mientras tanto, decidió mantenerlos ocupados. Además, en esta ocasión, habían traído varias ratas para cargar con el equipaje, pero no contaban con ningún asistente, así que todos los soldados necesitaban ayudar a preparar el campamento con sus propias manos, y ya que llevaría mucho tiempo sería una buena tarea para matar el tiempo mientras Isaac estaba ocupado. Cada soldado adjunto a la unidad de Isaac tenía un origen aristocrático y estaban acostumbrados a que fueran sus asistentes los que cargasen con su equipaje y que hicieran cosas por ellos. Así que era inevitable que les fuera a llevar mucho más tiempo, ya que estaban realizando un trabajo con el que no tenían experiencia. Sin embargo, su mal desempeño superó con creces las expectativas de Isaac. Hoy era el tercer día después de su partida de Isteria. El primer día, la preparación del campamento había tenido un resultado realmente terrible. Comenzaron a instalar las carpas antes de que oscureciera, pero cuando terminaron de montarlas y habían comenzado los preparativos para la cena, el cielo ya estaba lleno de estrellas. Aunque, si se lo comparaba con el primer día, las cosas habían mejorado, sabía que les iba a llevar una buena cantidad de tiempo. “Iré al pueblo para comenzar la inspección. Tal vez no vuelva hasta la noche, así que quedas al mando.” – dijo Isaac. “Entiendo… Ah, capitán, sobre el suministro de agua, ¿podemos usar el canal de agua del pueblo?” – preguntó su ayudante. Mientras se encontraban en plena marcha, Isaac y su ayudante conversaron sobre los asuntos que lo llevaban a Villa Grisea o sobre su geografía. Parecía que su ayudante había recordado sus palabras cuando le habló sobre el canal de agua. Además, como les llevaría mucho tiempo sacar agua del río, poder coger agua directamente del canal del pueblo, sería de gran ayuda. “Hmm, tienes razón… De acuerdo, le pediré permiso al jefe de la aldea, Varin, para usar el canal de agua. Selecciona a cuatro hombres para ir a buscarla.” “Entendido.” – respondió con el ceño fruncido, al escuchar la orden de Isaac. A continuación, llamó a cuatro soldados que estaban cerca. Éstos se levantaron rápidamente y corrieron hacia el carro para sacar los cubos de agua. Isaac dejó escapar un suspiro en su corazón mientras observaba a su asistente, que estaba concentrado observando cómo corrían los soldados. ‘Después de esto necesito enfocar mi atención en Villa Grisea.



jueves, 20 de junio de 2019

TBATE Capítulo 26

Capítulo 26
Vale la pena luchar
Traducido por Thornapple
Corregido por DaniR
Editado por Tars

*Shiiiiiiiing* La espada se deslizó de su vaina sin ninguna resistencia revelando la hoja. No pude evitar tragar saliva mientras ponía mis ojos en esta obra maestra demasiado perfecta para ser una espada ordinaria. La hoja no parecía una katana, ya que no estaba curvada en absoluto y era de doble filo. De hecho, no se apreciaba ninguna marca bajando de los bordes de la espada, como si toda la pieza fuera un gran borde afilado hacia el centro de la hoja. La forma del filo era muy delgada y estrecha, encajando perfectamente en mi mano; pero lo que la hacía más impresionante eran las piezas que la componían y el color que tenía. Era de un color verde azulado muy translúcido, y casi parecía generar un brillo propio. Tenía un marcado contraste con la vaina y el mango negro mate, lo que la hacía parecer aún más radiante. Toda la hoja era semitransparente, ya que podía ver mi dedo a través del otro lado, y eso me hizo preguntarme si era lo suficientemente resistente para ser usada. Tragué saliva una vez más. Ni siquiera en mi viejo mundo había tenido una espada tan perfecta como esta. ¿Qué posibilidades había de encontrar una espada destinada a un Domador de Bestia en la esquina de un almacén? Mirando a Sylvie, le pregunté cómo había descubierto que esto era especial. ‘No lo sé~ ¡Solo pensaba que era bonita!’ – fue lo que dijo mientras hacía kyu~, inclinando su cabecita. Mirando más de cerca la hoja, pude ver un pequeño grabado cerca de la empuñadura. “Balada del Alba – W.K. IV.” Tan pronto como murmuré ese nombre, mi mano derecha, que estaba agarrando la espada, se quemó, haciéndome soltar la espada por reflejo. Miré hacia abajo para ver que tenía un corte en la palma de la mano, al mismo tiempo que mi sangre había manchado el mango. “¡Kuu!” ‘¿Estás bien, Papi? ’ – Sylvie trotó a mi lado, tocándome la pierna, preocupada. Recordé algunos bastones y varitas extraordinariamente valiosos que tenían la habilidad de vincularse con un solo usuario, permitiendo una mejor manipulación del maná entre el arma y el maestro, pero nunca había oído hablar de una espada que hiciera esto. Levantando la espada, reflexioné sobre el hombre cuyas iniciales eran W.K. IV, cuando me di cuenta de que la hoja se encogió un poco de tamaño. Después de un par de balanceos, quedé asombrado por lo óptimo que era el tamaño para mi físico a partir de ahora. ¿Quién era W.K. y cómo fue capaz de forjar una espada así? Me di cuenta cuánto tiempo pasó cuando oí débilmente la voz de Padre llamándome. Rápidamente, envainé mi nueva espada y corrí de vuelta a donde estaba mi padre, Sylvie iba montada sobre mi cabeza. En el camino de regreso, me aseguré de recoger la espada corta que había elegido como respaldo. “¿Has visto algo que te guste?” – preguntó Vincent, que estaba al lado de Padre. Asentí con la cabeza, levantándole la espada corta. “Encontré esta espada y, después de un par de golpes, me ha gustado mucho. ¿Puedo llevármela?” Vincent tomó la espada de mi mano, sacándola de su vaina. “Hmmm, no es una espada de la mejor calidad, pero es sólida y no se romperá fácilmente. Rey, ¿qué opinas?” Padre agarró la espada e hizo un par de golpes. “El balance no es de lo mejor, pero creo que será lo suficientemente buena. ¿Qué es ese palo que tienes en tu mano?” Solo me encogí de hombros, tratando de quitar hierro al asunto. “Tío Vincent, ¡he encontrado este palo muy resistente en el camino de vuelta! ¿Te importa si también me lo llevo para practicar?” “¡Ah, esa cosa vieja! Recuerdo que uno de mis comerciantes me dijo que un viejo sombrío se lo había dado, murmurando algo sobre encontrar a su amo. Un par de nuestros inspectores comprobaron si había algo especial en ella, pero solo es un bastón resistente y duro. Ha estado acumulando polvo aquí, así que, si crees que te servirá de algo, adelante, quédatelo.” – Vincent me puso una mano en el hombro. ¡Éxito!
* * *
Reino Elenoir. Punto de vista de Tessia Eralith: “Haaaaaaaaaaa…” – solté un gran suspiro mientras apoyaba la cabeza en la palma de mis manos, mirando por la ventana de mi habitación. No podía evitar estar molesta. ¡Cómo se atreve! ¡Estúpido Art! Pateé el muro de la frustración. “¡Ay!” ¡Estúpido Art! ¡Esto también es su culpa! Estaba abrazando mi dolorido pie mientras sentía que las lágrimas brotaban de mis ojos. Acababa de volver de la casa de la Anciana Rinia. Tenía sentimientos de culpa por hacer que me dejara espiar… Quiero decir, para asegurarme de que a Art le iba bien. Supongo que debería estar feliz de que esté con su familia y todo eso, pero, ¿no me echa de menos? ¡Parece demasiado feliz! ¿Y quién es esa chica? ¿No es Art un poco demasiado amable con ella? ¡Incluso le está enseñando a esa seductora sobre la manipulación del maná! ¡A mí mi siquiera se molestó en enseñarme! Ese Arthur… Cuando le ponga las manos encima, le voy a dar un gran… ¡Ufff…! ¿A quién estoy engañando? Solo quiero verlo. Han pasado un par de meses desde que se fue, pero después de acostumbrarme a verlo todos los días, se siente como si fueran años. Quizá debí tratarlo mejor mientras estaba aquí. Me estremezco al recordar todas las veces que abusé físicamente de él. ¡Pero eso no es mi culpa! ¡Es su culpa por ser un idiota testarudo! Mamá y Papá eran felices; Feyrith, el noble mocoso que se metió con Art, y su hermana pudieron colocarse entre los cinco primeros durante la competencia, pero a mí me da igual. Eso solo era un espectáculo para mostrar nuestra fuerza a los humanos y a los enanos. El Abuelo dijo que el verdadero Torneo Continental (así es como los humanos decidieron llamarlo) ocurriría cada cinco años a partir de ahora. ¿Eso significa que esa será la próxima vez que vea a Art? ¿Tengo que esperar cinco años enteros? “Uuu…” Esto apesta. Lo único que mantiene mi mente lejos de Art es el entrenamiento. Mi objetivo es ser más fuerte que Arthur. La próxima vez que nos encontremos, quiero sorprenderlo por lo mucho que he crecido. Tal vez entonces me vea bajo una luz diferente. Estúpido Arthur… Aunque es más joven que yo, me trata como a una niña. Aunque yo sea la mayor… Sostuve el orbe lleno de agua que la Anciana Rinia me había dado como regalo. Ella había sido capaz de capturar una escena en el orbe de agua para que constantemente mostrara la cara de Arthur. “Uuh… Tonto.” No pude evitar hacer pucheros mientras golpeaba la mejilla de la imagen de Arthur. *THUMP* “Jovencita, tengo un buen…” “¡Eeek! ¡ABUELO! ¡¿Qué te he dicho sobre llamar a la puerta?!” Rápidamente traté de esconder el orbe detrás de mí, pero el Abuelo me envió una sonrisa astuta. “Veo que estás usando bien ese orbe, ¡ku, ku, ku!” “¡¡¡¡ABUELO ESTÚPIDO!!!!” – Pude sentir que mis mejillas y oídos se volvían rojo brillante. “¡BA, JA, JA, JA! ¡No te preocupes, no te preocupes! ¡Prefiero tener a Arthur como nieto político de todos modos! Pero, ¿no es un poco temprano para eso ahora?” – siguió bromeando. Simplemente, le di la espalda al Abuelo, tratando de ocultar mi vergüenza, sin saber cómo responder a sus burlas. “¡No hagas pucheros ahora! Tengo buenas noticias para ti, pequeña.” Giré mi cabeza un poco para avisarle que estaba escuchando. “¡Ja, ja, ja! Ahora… ¿Qué tal si te digo que puedes tener la oportunidad de asistir a la misma escuela a la que irá Arthur?” *Swish* Mi cuerpo se giró hacia el Abuelo instantáneamente antes de que terminara de hablar. “Abuelo, ¡¿En serio?! Uuu… No me estás mintiendo, ¿verdad?” – agarré la manga del Abuelo y la tiré fuerte. “Ku, ku, ku… ¿Se lo has dicho, Padre?” – vi a Mamá y a Papá entrar en la habitación, sonriendo. Me dirigí a ellos: “¡Mamá! ¡Papá! ¿Es eso cierto? ¿Puedo ir a la escuela con Arthur?” “¡Ja, ja! Cálmate, Tess.” – mi madre se sentó a mi lado, dándome palmaditas en la cabeza. “Tu abuelo tiene estrechos lazos con la actual directora de la Academia Xyrus. Se puso en contacto con ella recientemente y le ha contado a tu abuelo que dentro de tres años va a haber un genio Potenciador Quadra-Elemental asistiendo a su escuela.” – agregó mi padre. El Abuelo simplemente sonrió. “¡BA, JA, JA, JA! ¿Quién aparte de Arthur es un Potenciador Quadra-Elemental? Inmediatamente lo supe, pero por supuesto no dije nada acerca de que fui yo el que lo entrené. ¡Fu, fu~! Planeo sorprenderla con eso más tarde.” “¿Por qué esperará tres años antes de ir a la escuela? ¿No está más que en condiciones de entrar ahora?” – pregunté, pero la emoción me impedía ocultar mi sonrisa. “La directora dijo algo sobre que quería ser un aventurero.” – dijo el Abuelo sin más explicaciones. Mi madre me tomó de la mano y me sonrió. “Lo que importa es que esto nos da suficiente tiempo. En estos momentos estamos intentando negociar las condiciones para realizar una prueba de integración de la generación más joven de elfos y enanos para que asistan a la Academia Xyrus. El Rey de Sapin ha estado de acuerdo en que la única manera de empezar a reparar nuestra relación es permitiendo que las generaciones más jóvenes formen lazos entre sí.” “¡Pequeña, será mejor que entrenes duro! Arthur eligió convertirse en un aventurero antes de ir a la escuela para obtener experiencia real en la lucha, así como para ir a la escuela a una edad más normal y tratar de encajar con sus compañeros. Va a ser popular, así que, si no lo tomas, lo hará otra chica con suerte.” – el abuelo me hizo un guiño malvado. “Padre, creo que ya vale de burlarse de Tess. Mira, ¡está a punto de llorar!” Mi padre sacudió la cabeza, impotente. Podría decir que mi padre tenía sentimientos encontrados acerca de que su preciosa hija había sido arrebatada de su lado.
* * *
Reino Sapin. “¡¡¡¡¡¡¡FELIZ CUMPLEAÑOS ARTHUR!!!!!!!” Toda la casa Helstea estaba decorada, mientras que Vincent y su familia, mi familia y los Cuernos Gemelos me felicitaban por cumplir finalmente 9 años. “¡Gracias a todos por cuidarme hasta ahora!” – me incliné profundamente al mismo tiempo que Sylvie me copiaba, inclinando su pequeña cabeza. La cena fue increíble, ya que esa noche los cocineros se habían esforzado al máximo. Mi madre se aseguró de incluir algunos de mis platos favoritos, algunos de los cuales ella misma preparó. La mesa estaba agradablemente ruidosa, mientras Adam hacía chistes en voz alta y se burlaba de algunos de los miembros en sus momentos más embarazosos cuando exploraban calabozos. “Adam, pareces olvidarte de la vez que un topo con cuernos se te acercó por debajo mientras orinabas. Según recuerdo, te asustaste tanto que te caíste de espaldas, meándote todo el cuerpo como una fuente.” – dijo Jasmine fríamente mientras bebía su té, sin siquiera molestarse en mirar a Adam petrificado. “¡PFFFT!” – escupí mi comida mientras intentaba controlar mi risa. Padre se reía de él mientras lo señalaba con el dedo, casi cayéndose de la silla. Incluso Vincent sostenía su vientre para tratar de no reírse. “¡¡NOOOO!! T… ¡¡Tú!! ¡¿Pensaba que nadie estaba despierto cuando me pasó eso?!” La cara de Adam se tornó pálida como un fantasma y sus hombros se desplomaron ante su derrota total mientras que las mujeres solo negaban con la cabeza, avergonzadas por el comportamiento del varón. En general, todo el mundo se lo estaba pasando muy bien. Ellie nos contó sus aventuras en el aprendizaje de la lectura y la escritura, tratando también de ser parte de las conversaciones de los adultos, mientras que Lilia simplemente se reía y asentía. Después de la cena, todos emigraron a la sala de estar donde estaba la chimenea. “Feliz cumpleaños otra vez, hijo. Este regalo es de tu madre y mío y, por supuesto, también de Ellie.” Padre me entregó un paquete envuelto en tela mientras Madre retenía a Ellie, que intentaba desenvolver el regalo ella misma. Al abrirlo, vi un guante sin dedos destinado solo a mi mano izquierda. Era negro y sencillo, pero en la parte superior del guante había tres piedras blancas. “Tu padre cazó el material para el guante y yo impregné mis hechizos de curación en esas tres piedras blancas. Cada una de las piedras lleva un hechizo de un solo uso. Estoy segura de que será útil tener algunas medidas de seguridad mientras sales de misión.” – Madre me miraba con una sonrisa triste. Se podía decir que aún no estaba lista para despedirme. “Gracias Madre, Padre, Ellie; me encanta. Esto será muy útil para mí.” Le di a cada uno un gran abrazo. Al ponerme el guante, pude darme cuenta de lo resistente que era el material, sin mencionar los tres hechizos de curación que serían extremadamente útiles en una situación difícil. “¡Ejem! ¡Los siguientes somos nosotros!” Vincent sacó una pequeña caja. Se arrodilló dramáticamente y la abrió. Dentro de la caja había dos anillos de plata, uno liso y el otro con una pequeña gema transparente. “…” Uhh… ¿A dónde quiere llegar con esto? “¡Cariño! ¡Deja de burlarte del chico!” – Tabitha golpeó a Vincent en el hombro mientras él aguantaba su risa. “¡Está bien, está bien! Arthur, esto es más un regalo para tu familia que para ti, pero estoy seguro de que también lo apreciarás.” “Este anillo…” – Vincent sacó el anillo liso. – “…es el que llevarás, mientras que este anillo…” – le entregó el anillo con gemas a mi madre. – “…es el que llevará tu madre.” Tabitha continuó hablando: “Alice, mientras Arthur lleve el anillo, podrás saber si está bien o no. El anillo liso es capaz de controlar la circulación del maná que fluye naturalmente en el cuerpo de un mago. Si el flujo natural del maná se detiene, el anillo que sostienes, Alice, se iluminará de rojo y emitirá un sonido agudo.” “Pensamos mucho en lo que Arthur podría necesitar durante su tiempo como aventurero, pero Lilia fue la que planteó la posibilidad de hacer un regalo que lo ayudara a él y a su familia. Desafortunadamente, los anillos no pueden hacer nada más que eso, pero pensé que esto os traería algo de paz mental, Alice, Rey.” – Vincent se encogió de hombros. Madre lloraba mientras apretaba el anillo. “¡Oh, Tabitha, Lilia, gracias!” – las abrazó a las dos con un fuerte abrazo. – “Gracias Vincent.” Hizo una profunda reverencia mientras que él le daba la mano y le decía que esto no era mucho. No pude evitar sonreír, mirando a Madre. Si este anillo podía liberar a mi familia de preocupaciones constantes por mí, entonces era el mejor regalo que podía pedir, pero había una preocupación en mi mente por la presencia psicológica que el uso del anillo tendría en Madre; ella lo estaría revisando constantemente. “Bueno, ¿cómo vamos a vencer a esos tipos?” – intervino Adam. Mi ángel de la guarda Durden caminó hacia mí, dándome un rollo de pergamino. “Verás, también pensamos en lo mismo que la familia Helstea. No se nos ocurría qué darle al pequeño monstruo, ¡así que nos decidimos por esto!” – Adam agitó su brazo de forma dramática. – “¡Esos dos pergaminos son pergaminos de transmisión de sonido! No voy a entrar en detalles sobre lo caros que son, porque fueron EXTREMADAMENTE car…” Jasmine golpeo a Adam en la cabeza. “¡Auch! ¡De todas formas! Con esto, vosotros podéis comunicaros una sola vez. Arthur, simplemente infunde maná en el pergamino y podrás enviar un mensaje al otro pergamino. Después de que el poseedor del otro pergamino lo reciba, Mamá Leywin, ¡podrá enviar una respuesta! Cuando la respuesta sea enviada y la otra persona la lea, el pergamino se convertirá en cenizas. ¡TACHAN! ¡De nada!” – Adam hizo una reverencia dramática. Los miembros de los Cuernos Gemelos se turnaban para golpear el egoísta desempeño de Adam, pero le dieron una cálida sonrisa a mi familia. Podría decir que el estado de ánimo de Madre y Padre era mucho mejor, ya que sabían que no enviarían a su hijo a quién sabe dónde sin saber cómo lo estaba haciendo y qué sería de él. Les di un abrazo a cada uno de los Cuernos Gemelos y a la familia Helstea, agradeciéndoles por los regalos. Lilia se puso roja como un tomate mientras Tabitha se reía de ella. Honestamente, ya tenía lo que necesitaba, pero el anillo y el pergamino serían una fuente inestimable de consuelo para mi familia, que era lo que más me preocupaba. Poco después, los ex miembros del grupo de mis padres se fueron a su posada. La familia Helstea regresó arriba cuando Lilia comenzó a dormitar, cansada por el largo día, dejándome a solas con mis padres. Ellie estaba dormida mientras abrazaba a la roncadora Sylvie. Ya había hecho las maletas y estaba preparado para partir mañana por la mañana; me encontraría con Jasmine delante de la casa. Esta noche sería la última oportunidad de tener una charla real antes de irme. “Mañana es el gran día, hijo. ¿Estás emocionado?” Padre me agarró de los hombros. Sus ojos estaban un poco rojos, y pude ver cómo contenía algunas lágrimas. Madre no luchó con sus emociones y me dio un gran abrazo mientras lloraba. “Estaré bien, Madre, Padre. Prometo que intentaré volver a casa cuando pueda. Si algo pasa, podrás saberlo.” Después de hablar de mi vida y los peligros de ser un aventurero, mis padres me llevaron de vuelta a mi habitación. Me metí en la cama y miré al techo, con Sylvie dormida a mi lado. Ahora contaba con una familia y gente que me amaba. Tenía gente que se preocupaba por mí, por lo que soy, no por el puesto que tenía. Era una sensación agradable y no quería renunciar a ella. Lucharé por ello y me aseguraré de atesorar esta emoción de la que carecía en mi antiguo mundo. Para eso, necesito mejorar. Más que cuando fui un rey.



miércoles, 19 de junio de 2019

Retro Capitulo 50

Volumen 2 Capítulo 50
Evernatten II
Traducido por Lord
Corregido por Tars
Editado por Tars

El grito penetrante de un cuervo despertó a Desir por la mañana. Frotando sus ojos soñolientos, Desir se sentó y cogió el vaso con agua junto a su cama. El agua olía a pescado y sabía amarga, pero sin embargo la bebió para saciar su sed. Todavía aturdido, se deslizó de su cama y entró en el baño. Un chorro de agua fría en la cara le ayudó a despertarse completamente. Habían pasado 8 días desde que había entrado en el Mundo de las Sombras de Clase 4. En tiempo real, sólo habían pasado 8 horas. En ese tiempo, Desir finalmente se las había arreglado para comenzar la misión principal. Aunque la dificultad era alta, todo había progresado sin problemas. Cuando llegó por primera vez, se le asignó el papel de ayudante de cocinero. Bajo el mando de Jefran, Desir completó el servicio de cena. Incorporó brillantemente el raro ingrediente de ciruela a la cena y se ganó una impresión favorable del gobernante del territorio. Por recomendación, fue nombrado con éxito como asistente personal del señor. Sin embargo, como el señor no era una persona habladora, Desir tuvo dificultades para impresionarlo. Sin embargo, con la ayuda de Pram, lograron impresionar al señor frustrando la incursión bárbara para robar los suministros de alimentos. Gracias a ello, la Misión Principal ya estaba a medio completar tan pronto como fue revelada. Esto se debió al tratado de paz que Desir firmó con el jefe bárbaro, resolviendo uno de los dos problemas a los que se enfrentaba Evernatten. ‘Ahora el único problema que queda es la situación de los vagabundos.’ Después de unos simples preparativos matutinos, Desir se dirigió a la oficina del señor. Mientras caminaba por el pasillo del castillo, se detuvo a observar el exterior. Alguien estaba haciendo una bola de nieve gigante. “Hola Lilica.” “¡Hola hermano mayor Desir!” Lilica saludó a Desir, luciendo más animada que la primera vez que se vieron. “¿Qué estás haciendo allí?” ‒ preguntó Desir. “¡Estoy construyendo un muñeco de nieve! ¿Quieres ayudar?” “Tenemos que preparar la comida.” “¡Oh, claro!” ‒ Lilica parecía como si acabara de recordar su trabajo. “Yo también voy a la cocina, así que caminemos juntos.” “¡Gracias hermano Desir~!” ‒ gritó Lilica mientras se dirigía hacia él. En sus manos había un muñeco de nieve en miniatura. ‒ “Voy a decorar la cocina con esto”. “¿Está segura de que el Sr. Jefran lo aprobaría?” La inocente niña que le sonreía era una vagabunda que Desir había conocido hacia poco. Cuando Jefran se quejó de la falta de personal, la recomendó en broma como ayudante. Sin embargo, parecía que Lilica tenía talento y reemplazó fácilmente a Desir como asistente del cocinero jefe. Naturalmente, era demasiado pequeña para realizar cualquier trabajo físico importante, como el transporte de todos los ingredientes, por lo que Desir todavía les echaba una mano. “¿Por qué te diriges a la cocina? ¿No movimos todos los ingredientes anoche?” “Voy a preparar un poco de té.” “¿Té? ¿El señor no dijo que ya no necesitas servirle té?” “Lo hizo, pero no necesitas tomarlo literalmente.” Cuando Desir y Lilica llegaron a la cocina, fueron recibidos por la cara fruncida de Jefran. “¿Dónde estabas durante la mañana, Lilica?” “Je, je, ¡estaba haciendo un muñeco de nieve!” “¡Te resfriarás si juegas fuera demasiado tiempo! Si te enfermas, ¿quién me ayudará en la cocina?” ‘¿Este viejo siempre fue así? ¿Por qué es tan amable con ella?’ “Hey,” ‒ dijo Desir, sintiéndose un poco molesto ‒ “¿cómo es que tratas a Lilica mucho mejor que a mí?” “A diferencia de ti, Lilica es linda.” Desir se quedó sin palabras. En vez de responder, se concentró en preparar un poco de té y se fue a la oficina del señor. Ahora había un pequeño escritorio en la habitación sólo para él. “Buenos días, mi señor.” “Buenos días.” Desir sirvió el té al señor y fue a su escritorio personal. Había papeleo amontonado encima de su escritorio. Su trabajo era organizar el papeleo y manejar tareas más pequeñas que no requerían la aprobación del gobernante del territorio. Una vez que Desir clasificaba los papeles, se los presentaba al señor. La mayor parte del papeleo estaba relacionado con la gestión del territorio de Evernatten. De ellos, Desir pudo aprender los detalles más finos sobre la situación general de Evernatten mientras trabajaba. Ahora tenía acceso a información importante que antes no tenía a su disposición. Por ejemplo, había un mapa detallado. En la era moderna, la documentación que se tenía sobre la Santa Nación era pobre, ya que fue absorbida por el Mundo de las Sombras. Además, la magia no estaba bien desarrollada en esa época, lo que significa que era difícil crear un mapa detallado. Al final, la tecnología de impresión no estaba disponible, por lo que sólo los ricos podían permitirse el lujo de poseer un mapa. Así, la mayoría de los mapas de la era moderna de la Santa Nación fueron creados a través de conjeturas de magos que habían visitado Mundos de Sombra relacionados. En comparación, el mapa que Desir recibió después de ser nombrado Táctico era mejor que cualquier otro mapa que hubiera visto antes. Después de estudiar el mapa, Desir concluyó que Evernatten era la primera línea de defensa de la Santa Nación. Era su escudo contra las invasiones bárbaras. ‘Es un territorio de pequeño tamaño.’ En comparación con otros territorios, Desir pudo ver que Evernatten no era para nada grande. ‘Aun así, mantiene una fuerza militar lo suficientemente grande para ser comparado a un territorio de gran tamaño.’ La fuerza militar de Evernatten era demasiado grande para el tamaño de su territorio. Uno podría incluso preguntarse si el territorio podría sostener financieramente a una milicia de ese tamaño. ‘¿Es porque es la primera línea de defensa?’ La milicia no sólo estaba bien equipada y entrenada, sino que la mayoría de las unidades también tenían rango de Caballero. Habían ganado casi todas sus batallas contra los bárbaros. Se dice que el Señor Evernatten nunca había perdido una batalla de la que él mismo estuviera al mando. Su liderazgo era magnífico. ‘Y al mismo tiempo, está gobernando el territorio extremadamente bien.’ Evernatten utilizaba su gran milicia como fuente de ingresos. Sólo Evernatten tenía fuerzas suficientes para resistir las invasiones bárbaras. Cuando los territorios cercanos estaban bajo amenaza de tal invasión, Wilhelm Evernatten enviaba a sus caballeros y recibía una compensación monetaria que, a su vez, financiaba otras operaciones. Se correría la voz de que Evernatten repelía repetidamente a los bárbaros del norte y los comerciantes, que ahora se sentían seguros en el territorio, comenzaron a expandir sus actividades económicas. Hace cinco años, Evernatten estaba en una mala situación debido a las incursiones bárbaras, que dejaron el orden público en caos y los comerciantes evitaron el territorio. Fue durante este tiempo que Wilhelm, que fue nombrado con el señorío de Evernatten, decidió ampliar el ejército. Con esto, el señor logró revertir la situación en sólo cinco años. ‘Y así, sólo tenemos un último problema que persiste en el territorio.

Misión secundaria: Los vagabundos
Progreso de la misión: 30%
Se ha restablecido el orden público y las tasas de delincuencia han disminuido considerablemente.
Los habitantes del territorio se sienten seguros al caminar por las calles.
Los vagabundos no pueden cometer ningún crimen debido a una estricta supervisión.
Hay tantos vagabundos que hasta formaron ciudades marginales sólo para vagabundos.’ La mayoría de los vagabundos no tenían posición social, lo que facilitaba que los delincuentes se mezclasen entre ellos. Era comprensible que la mayoría de los señores no quisieran aceptar vagabundos en su territorio. Sin embargo, ese no fue el caso de Wilhelm Evernatten. Era más generoso que cualquier otro señor y aceptaba a cada uno de los vagabundos en su territorio. ‘Al aceptar vagabundos, nuestros suministros de comida y el orden público se ven directamente afectados.’ Actualmente no hay problemas con el suministro de alimentos. Incluso si el señor continuaba aceptando vagabundos, el suministro de comida apenas sería suficiente. ‘Aunque el suministro de alimentos no es un problema, debería echar un vistazo al orden público…’ Desir revisó los documentos sobre la tasa de criminalidad del territorio. Con la insurgencia de los vagabundos, la delincuencia también había aumentado de forma considerable. Había muchas quejas de los habitantes de la ciudad. Desir notó un informe interesante. Desde el día en que su equipo entró en el Mundo de las Sombras, las tasas de criminalidad habían disminuido drásticamente. La razón de esto era bastante simple. ‘Esto es… trabajo de Ajest, ¿verdad?
* * *
Saliendo del castillo y cruzando el puente levadizo, Desir se dirigió hacia el cuartel general de los Caballeros. Cuando llegó, Desir dio su nombre a uno de los guardias y le dieron una cálida bienvenida. “Hola Sr. Desir. Nuestro capitán lo espera.” Desir siguió al guardia dentro del edificio hasta el segundo piso, donde había una gran cantidad de habitaciones y, cada una poseía una puerta con el nombre del Caballero que vivía dentro. Desir continuó subiendo y caminó hacia la habitación más lejana del corredor. Oyendo voces desde dentro, se detuvo frente a la puerta. “¿Por qué no estamos tomando ninguna acción?” ‒ Era una voz femenina que hablaba en un tono áspero. “Eso no es algo que sólo yo pueda decidir” ‒ contestó la voz de Ajest. Su respuesta fue fría y brusca, haciendo que la otra persona gritara más fuerte. “Capitán, si dejamos las cosas como están, los suministros de comida disminuirán y los índices de criminalidad aumentarán. ¡Debemos actuar ahora!” Estaban hablando claramente de los vagabundos. “Nuestro trabajo es evitar que eso ocurra” ‒ respondió Ajest. “La solución es simple. Los vagabundos son la causa principal. Después de recibir la protección del señor, sólo desperdician los suministros de comida de Evernatten y no hacen nada a cambio. ¡Todo esto empezó porque el señor aceptó a todos estos vagabundos! ¡Debemos sacarlos de inmediato!” “Cuidado con lo que dices, teniente Eyulan” ‒ dijo Ajest con frialdad. Desir tembló. El tono fue abrumador. No fue sólo Desir quien lo sintió. Eyulan también se quedó sin palabras. “Si… Sin embargo…” “¿Estás sugiriendo que tienes la autoridad para pisotear la decisión de nuestro señor?” “Me exalté demasiado y me expresé mal... Lo siento mucho.” ‒ dijo Eyulan. Ciertamente no era algo que un Caballero pudiera decirle a un señor. “Tendré en cuenta tus palabras. Puedes retirarte.” “Sí, señora.” Desir escuchó pasos que se acercaban y se alejó de la puerta, haciendo espacio para que los que conversaban en su interior pasaran sin problema. Eyulan abrió la puerta y vio a Desir. “¿Quién eres?” ‒ ella preguntó. “Soy Desir Arman” ‒ contestó Desir alegremente. Tan pronto como oyó el nombre de Desir, Eyulan le miró con desprecio, como si fuera un insecto. “Borra esa mirada engreída de tu cara, maldito vagabundo…” ‒ susurró Eyulan lo suficientemente fuerte, mientras pasaba, como para que Desir la escuchara claramente. Se fue lamentando el no poder decapitarlo en el acto. Mientras sus pasos se desvanecían en la distancia, Desir entró en la habitación. Ajest le saludó calurosamente. “¡Bienvenido Desir, ha pasado mucho tiempo!” “¿Cuánto tiempo llevas trabajando aquí?” “Desde el principio. Como capitán, he estado trabajando en la misión principal desde el primer día.” “¿Qué? Qué injusto” ‒ dijo Desir. Como ayudante del chef, tuvo que trabajar hasta dejarse el pellejo. Sin embargo, el ceño fruncido de insatisfacción que le mostraba a Ajest era juguetón y pronto se convirtió en una sonrisa. Ajest también sonreía suavemente. Le indicó a Desir que se sentase. “He oído rumores en el castillo de que puedes preparar un té excelente.” “Te haré un poco de té la próxima vez que te visite.” “Estoy deseando que llegue. He estado extrañando tu té.” Ajest apoyó su barbilla sobre sus manos, mientras se inclinaba sobre la mesa, y sonrió. Desde la perspectiva de Desir, parecía una hermosa obra de arte. Sorprendido por su belleza, se quedó embobado por un instante, con sus ojos en blanco mientras le devolvía la mirada. Sin embargo, se recuperó rápidamente y cambió de tema. “¿Cómo va la misión?” “He estado trabajando en ello. La progresión no es tan mala.” “Dime qué has estado haciendo hasta ahora.” “Hm…” ‒ Ajest reflexionó durante un momento. Luego asintió con la cabeza ‒ “En lugar de decírtelo, creo que es mejor mostrártelo.”



Retro Capitulo 49

Volumen 2 Capítulo 49
Evernatten I
Traducido por Lord
Corregido por Tars
Editado por Tars

“¡Qué molesto!” Romántica tiró su pluma a la mesa. La tinta salpicó todo, empapando varias hojas de papel con el líquido negro. “¿Por qué trabajo como mercader?” ‒ suspiró Romántica, cerrando los ojos. Al llegar al Mundo de las Sombras, se convirtió en la jefa de una pequeña empresa que era financieramente inestable. Su misión era cumplir con su deber como directora y revivir la compañía. Romántica se reclinó hacia atrás en su silla, balanceándose de atrás hacia adelante. ‘Incluso cuando estoy acostumbrada a lidiar con este tipo de trabajo…’ La familia Eru era originalmente una familia mercantil antes de convertirse en nobles. En todo el continente, eran conocidos como mercaderes famosos e incluso reconocidos por el Imperio Frillecha. No hace falta decir que tienen una enorme riqueza e influencia. Incluso fueron capaces de comprar su camino hacia la nobleza. El abuelo de Romántica era un verdadero comerciante hasta los huesos. Él le había enseñado todas las habilidades necesarias para sobrevivir como comerciante. Romántica aprendió economía, finanzas, contabilidad e incluso el arte de la persuasión. Además, se le dieron fondos para dirigir su propio negocio con el fin de aprender las habilidades prácticas necesarias para operar una empresa. Por eso no le era difícil para manejar una empresa pequeña. Utilizando su conocimiento y talento, Romántica logró refinanciar y revivir la compañía en tan solo cuatro días. Ahora, bajo su mando, la compañía se encontraba en el camino del rápido crecimiento. ‘Hasta ahora todo bien.’ Si bien es cierto que sus experiencias pasadas la ayudaron a progresar con rapidez, apareció un problema poco después de revivir la compañía. No hubo una misión de seguimiento. Además, se encontró con otro problema: Los miembros de su equipo. “¿Adónde fueron Desir y Pram? ¿Adónde se fueron para dejárme sola?” ‒ dijo Romántica mientras golpeaba la mesa con el puño con furia. Después de entrar en el Mundo de las Sombras, Romántica fue separada de su grupo. Al principio, no estaba preocupada, ya que pensó que se reunirían poco después. Sin embargo, estaba equivocada. Habían pasado 8 días desde que entró en el Mundo de las Sombras y todavía no había podido encontrar a nadie. Actualmente, Romántica estaba ubicada en el territorio de Kervan. Había desplegado gente para buscar a los miembros de su equipo, esperando que estuvieran en algún lugar dentro del territorio, pero no encontraron a nadie que se pareciese ni remotamente a ellos, ni siquiera a Ajest. Y así, al no poder encontrar a los miembros de su equipo o recibir una misión, Romántica se quedó atascada. ‘¿Cómo sucedió esto?’ ‒ pensó Romántica, mientras daba un suspiro y se desplomaba sobre la mesa. Tras un breve descanso, se recuperó y comenzó a balancearse en su silla como siempre. ‘Ojalá tuviera a alguien que me dijera cómo progresar o me hiciera saber si toda esta situación es normal...’. Romántica se sentía incómoda con toda esta incertidumbre. ‘¿Qué se supone que debo hacer?... Esto es tan frustrante. Si sólo Desir estuviera aquí, desearía…’ Mientras los pensamientos de Romántica se dirigían inadvertidamente hacia Desir, su corazón dio un salto. “¡Oh, Dios mío! ¿En qué estoy pensando?” ‒ La cara de Romántica se tornó de color rojo brillante. ‘¿Por qué pensé en él tan repentinamente? ¡Ese demonio!’ Romántica se cubrió las mejillas ruborizadas con las manos. Era plenamente consciente de lo tonta que se veía en ese momento. Sin embargo, todavía sentía que era necesario ocultar su vergüenza. Si alguien se hubiera enterado de que se estaba sonrojando por Desir… “¡Jefa!” “¡Uwaaaaaak!” ‒ Romántica perdió el equilibrio y se cayó de la silla con estruendo.
Nota del Traductor: El cabello de Romántica es rojo, no azul. Pero el autor publicó esto como arte oficial así que ¯\_(ツ)_/¯. Aunque podría ser cuestión del mundo de las sombras.
Se golpeó la cabeza contra el suelo y un fuerte dolor le sacudió el cráneo. Romántica se frotó la parte de atrás de la cabeza mientras se levantaba lentamente. “¡Emil! ¿No te dije que llamaras antes de entrar?” ‒ gritó Romántica, con lágrimas chorreando de sus ojos. “¡Lo-lo siento!” “Cuántas veces te he dicho que estés más atento.” “¡Lo siento mucho!” Al ver al joven postrarse efusivamente frente a ella, sintió lástima por él. Romántica reposicionó la silla y se sentó. “¿Y? ¿Por qué estás aquí tan temprano por la mañana?” “Ah, verás… ¡el precio de la tela tejida que nos ordenaste comprar tuvo un alza hoy!” “Como era de esperar. Estaba pensando que ya era hora de que eso pasara.” “S… Sin embargo, me preguntaba cómo lo sabías.” “¿Por qué estás reportando algo tan trivial como eso? ¿No te dije que eso iba a pasar?” “Lo hiciste. Aun así… no podía creer lo que vi hoy.” “Todo se trata de analizar, ¿de acuerdo? ¿No es eso lo que les he estado diciendo que hagan? Si puedes analizar los datos, es fácil ver qué productos del mercado se harán populares.” “Pero jefa, es más fácil decirlo que hacerlo.” “Eso es cierto. Admitiré que tengo mucho talento.” “Ja, ja, jefa. Suena patético cuando lo dices tú misma…” ‒ dijo el joven, pero se calló al ver que Romántica le miraba con desprecio ‒ “L… ¡lo siento! ¡Lo siento mucho!” Romántica suspiró. No podía encontrar las ganas de enfadarse. “¿Y? ¿Eso es todo lo que querías reportar?” “N… no. Estoy aquí para informar sobre una cosa más. Ejem.” ‒ dijo Emil, adoptando una expresión seria mientras se aclaraba la garganta ‒ “Jefa, hace unos días, ¿no nos dijo que investigáramos la Ciudad Santa?” “Sí, lo hice.” Goatheim, la Ciudad Santa. Antes de ser tragada por el Mundo de las Sombras, era la capital del Santo Imperio de Artemisa. Como capital, Goatheim estaba densamente poblada. Como tal, una gran cantidad de productos básicos eran comercializados en todo momento dentro de la ciudad. Era bien sabido que los negocios florecerían en ciudades tan grandes, por lo que Romántica había planeado entrar en la capital del Santo Imperio. Sin embargo, esto no estaba relacionado con su misión. Era algo que planeaba hacer por su cuenta. “Hemos completado nuestra investigación y concluido que este no es el mejor momento para hacer negocios en la Ciudad Santa.” “¿Es así? Con el volumen de materias primas que se comercia, pensé que sería lo contrario.” “Actualmente las tasas de impuestos están en su punto más alto. Además, la gente es reacia a ir de compras debido a rumores extraños. Como tal, muchas compañías ya han dejado la capital.” “¿Rumores extraños?” ‒ preguntó Romántica. Emil asintió y tragó antes de continuar. “Hay rumores de un demonio secuestrando a gente que está sola por la noche. El demonio desollaría a la persona viva y se la comería.” “Pfff.” ‒ Romántica se tapó la boca mientras se reía. Al ver su reacción, los hombros de Emil se desplomaron. “Sabía que te reirías, jefa.” “Si tienes tiempo para difundir rumores, ve a trabajar entonces.” “¡Hablo en serio! Aunque es difícil confirmar si este demonio existe, parece que alguien está secuestrando gente. Ha habido numerosos informes de madres que piden ayuda para encontrar a sus hijos desaparecidos”. “Hm… así que estás diciendo que el rumor no es infundado.” “Para empeorar las cosas, el Imperio está imponiendo un fuerte impuesto a la población, diciendo que es para evitar el castigo de Dios. Incluso están arrestando a cualquiera que hable en contra del Papa. La situación no es cosa de risa.” “Si ese es el caso, ¿no habría mucha gente dejando la ciudad?” “Ah, sí. Mucha gente ha dejado la capital y se están volviendo vagabundos.” “Vagabundos, ¿eh?” ‒ Romántica no se perdió ese término. Ella tomó su pluma e hizo una nota al respecto ‒ “No estoy segura de las otras cosas que has mencionado, pero definitivamente debería hacer un seguimiento de esto. Ya que nuestro territorio no está tan lejos de la capital, debería haber muchos de ellos viniendo aquí”. “Dudo que muchos entren en nuestro territorio. Nuestro señor dio órdenes estrictas de no aceptar a ningún vagabundo.” Romántica aflojó el agarre de su pluma. “Hmmm… el señor tiene el corazón muy frío.” “Tomó una sabia decisión. Si los vagabundos inundaran nuestro territorio, el orden público se desorganizaría y surgirían muchos problemas. Si ese es el caso, es mejor no aceptarlos en primer lugar”. ‘Hmmm… ¿así es como se hacen las cosas en esta era?’ En el fondo, Romántica quería regañar a Emil. Sin embargo, no lo hizo. Si esta era la opinión popular de este período de tiempo, sabía que sus palabras no cambiarían nada. “Si es así, ¿no morirían todos los vagabundos en este frío invierno?” “No, ese no es el caso. Hay un territorio en el norte que acepta a todos los vagabundos.” “¿Cómo se llama el territorio?” “Evernatten.” “¿Evernatten? Siento como si ya hubiera oído ese nombre antes.” “Sí. Es el territorio de primera línea entre los bárbaros y nosotros. Lord Evernatten es famoso, estoy seguro de que encontrará una solución al problema.” “¿Es tan famoso?” “Por supuesto. Es uno de esos raros hombres íntegros que es difícil encontrar hoy en día. Cuando todavía estaba activo en la capital, logró una victoria contra el Imperio Hebrion, expandiendo nuestro territorio más allá del río. Lamentablemente, causó una mala impresión en el Papa y fue desterrado a Evernatten.” “Emil, tráeme el mapa” ‒ Romántica se cruzó de brazos, su instinto de mercader hormigueaba. Había algo era sospechoso. Emil trajo el mapa y lo abrió. Revisó el nombre de cada territorio con el dedo. “Evernatten… Evernatten… ¡Aquí está!” Era un territorio pequeño, sólo un afloramiento de tierra que bordeaba el territorio bárbaro del norte. Una vez que Romántica localizó Evernatten, apareció un anuncio con un timbre.

Has comenzado la Misión Principal.

Misión principal: La supervivencia de Evernatten
Resuelve los dos problemas que aquejan el domino de Evernatten.
1. Los bárbaros
2. Los vagabundos

Misión secundaria: Los bárbaros
Progreso de la misión: 100%
Se hizo un tratado de paz con el jefe bárbaro, Garra Sangrienta.
Los bárbaros ya no percibirán a Evernatten como un enemigo.

Misión secundaria: Los vagabundos
Progreso de la misión: 30%
Se ha restablecido el orden público y las tasas de delincuencia han disminuido considerablemente.
Los habitantes del territorio se sienten seguros al caminar por las calles.
Los vagabundos no pueden cometer ningún crimen debido a una estricta supervisión.
Mis instintos me dijeron que investigara la capital y me las arreglé para obtener información sobre la situación de los vagabundos. ¡Esto, a su vez, me llevó a conocer Evernatten que me mostró la Misión Principal!’ Romántica temblaba de emoción. ‘La misión ha progresado bastante. Todos deben estar allí, estoy segura de ello.’ Habiendo encontrado finalmente una pista, Romántica se puso de pie inmediatamente. “Emil, tengo un trabajo urgente para ti.” “¿Cuál es, jefa?” “Investigar la situación en Evernatten.” “¿Eh?” “Vamos a hacer negocios en Evernatten.” “¿Cómo puedes decidir eso tan repentinamente? ¿Has considerado la distancia entre nosotros y Evernatten?” “Si ese es el caso, has tus maletas ahora. No es demasiado tarde para empezar a investigar una vez que lleguemos allí.” “…” Emil no estaba seguro de cuál era el sentido de hacer la pre-investigación si se iban a dirigir hacia allí.



martes, 18 de junio de 2019

SYN Capítulo 33

Volumen 4 Capítulo 3
Conquistando el castillo demoniaco
Traducido por Tars
Corregido por DaniR
Editado por Tars

A la mañana siguiente, Jinwoo fue directamente a la torre Daesung. ‘Buf, sigue siendo enorme. ’ Un rascacielos con cien pisos. Estando de pie a su lado, había que estirar el cuello para mirar hacia arriba. ‘Hoy hay mucha gente aquí. ’ Comparado con la última vez que había estado aquí, había mucha más gente a su alrededor. Se suponía que era la diferencia entre venir de día o de noche. Ya fuera su vestíbulo, la entrada o la acera, las personas iban y venían sin parar. ‘La verdad es que, si desaparezco en el aire como la última vez, causaré una gran conmoción. ’ Ya había una gran cantidad de ojos buscando a ese ‘ayudante desconocido’ desde el último incidente, por lo que no era necesario que se destacara y atrajera todavía más la atención. ‘Por supuesto que no.’ Jinwoo no disfrutaba siendo el centro de atención, por lo que se acercó a una esquina que estaba fuera de la vista de la mayoría de la gente y sacó la llave del castillo demoniaco. Pero en esa posición se podía ver que no iba a funcionar. ‘¿No hay nadie mirando? ’ Jinwoo miro a su alrededor y asintió. ‘Hora de irse. ’ – pensó mientras activaba su habilidad de [Sigilo]. Shoooo… Un hombre invisible salió de su escondite y se abrió paso entre la multitud hacia el edificio. Debido a lo llenas que estaban las calles, no pudo evitar chocar con algunas personas, pero ninguno de ellos le prestó atención. ‘Esta habilidad puede usarse para cosas realmente malas. ’ No era de extrañar que los cazadores de alto rango con la habilidad [Sigilo] estuvieran bajo mucha vigilancia. Flush Mientras tanto, atravesó el umbral invisible y entró en un mundo completamente diferente. ‘Si puedo escuchar las llamas desde aquí, ¿cómo de caliente estará ahí dentro? ’ Jinwoo miró hacia la enorme torre en llamas. Estaba en el mismo sitio que la torre Daesung, pero ahora un castillo demoniaco llenaba su vista. Sin embargo, se decía que los humanos podían acostumbrarse a cualquier cosa. ‘Se siente menos opresiva que la última vez. ’ De hecho, la ansiedad de Jinwoo era prácticamente inexistente o quizás… ‘He crecido demasiado. ’ Jinwoo devolvió la llave dorada del castillo demoníaco y sacó otra llave gris.

Llave de la puerta del castillo
Rareza: E
Tipo: Llave.
Llave que permite abrir las puertas del castillo demoníaco.
Obtenida tras matar al guardián de la puerta.
La había conseguido después de matar al perro que guardaba la puerta, Cerberus. No se había visto capaz de usarla en el pasado ya que apenas había sido capaz de derrotar a Cerberus, pero ahora podía entrar en el castillo. A continuación, sacando una de sus armas y agarrando el Puñal de Baruka con su mano derecha y la llave en su izquierda, comenzó a caminar con cuidado hacia la puerta del castillo. Pero, en esta ocasión, no vio a Cerberus. ‘¿Los monstruos no vuelven a aparecer en la mazmorra del castillo demoniaco? ’ Aunque quizá eso solo estaba limitado a ese perro gigante, también podía ser una regla especial de este lugar. ‘Si ese es el caso…’ El interior podía ser diferente de las mazmorras instantáneas donde los monstruos volvían a salir una y otra vez. Jinwoo se enfocó bruscamente en sus sentidos. ¡DU-DUM! ¡DU-DUM! ¡DU-DUM! Debido a que la estadística [Percepción] ya había llegado a más de cien, concentrarse sus sentidos hacía que los latidos de su corazón resonasen como un trueno. ‘Pero no estoy asustado. ’ Comparado con el pasado, lo que sentía en estos momentos no era miedo, sino una confianza abrumadora. Mantener esa concentración y tener miedo eran dos cosas completamente diferentes. Un mensaje apareció frente a las puertas del castillo. ¡Ding!

¿Quieres usar la llave para entrar en el castillo?
S / N
No, señorita del sistema, me voy a dar la vuelta y volver a casa…’ Jinwoo se rio por la estupidez de la pregunta y seleccionó . Creeeeeeaaaaaaaaak No había necesitado tocar las puertas, pero éstas ya se estaban abriendo por su cuenta. ¡Clonk! ¿Eh? ’ Jinwoo estaba aturdido. A pesar de que sus sentidos estaban enfocados en la puerta, no era capaz de sentir a ningún monstruo. ‘¿No hay monstruos? ’ Se había preparado para exactamente lo contrario. Había imaginado una escena donde una tonelada de monstruos lo asaltaba en el mismo instante en que abriera la puerta. Pero fue este pensamiento pesimista el que lo había llevado a la zona de penalización para entrenar. ‘Pero…’ No sabía qué estaba pasando, pero parecía que todos sus esfuerzos parecían haber sido en vano. El interior del castillo estaba patéticamente desprovisto de la presencia de monstruos. ‘Eh… ¿Y ahora qué? ’ Con una sensación de decepción, Jinwoo devolvió el puñal al inventario y entró en el castillo demoniaco. Pero como pasaba siempre, dar el primer paso dentro de la zona, provocó una respuesta del sistema. Cuando escuchó el sonido, sin pensar sacó sus dos dagas en un instante. ‘¡Qué! ¿Qué pasa? ¡Ding!

Ha aparecido una nueva misión.
¿Una misión? ’ Esta no era la misión diaria. Bueno, habría sido algo extraño, porque se había asegurado de completarla antes de venir aquí. Solo quedaba una opción… Era la prima vez que recibía una búsqueda por entrar en una zona. ‘Todas las misiones hasta ahora estaban ocultas o han sido misiones de emergencia. ’ Jinwoo revisó la misión con la cabeza inclinada.

Nueva misión: ¡Reúne las almas demoníacas!
El castillo demoniaco está lleno de demonios.
Cázalos y recolecta sus almas para ganar una recompensa especial.
Los demonios comunes solo poseen un alma, pero en los pisos superiores pueden aparecer demonios con más de una.
Requisitos de la misión:
Entra en el castillo demoníaco.
Objetivo:
Almas demoniacas recolectadas: 0 / 10.000
Recompensas:
1. Escoge un objeto de la tienda.
2. Puntos de estadísticas + 20.
3. Recompensa desconocida.
¡Veinte puntos de estadísticas! Como siempre, lo primero que llamó la atención de Jinwoo fue la recompensa que daba un aumento de puntos de estadísticas. ‘¡Puedo aumentar mi [Inteligencia] en veinte puntos! ’ No pudo evitar sonreír. Las desventajas de poseer poco maná no podían ser subestimadas. ‘Necesito un montón de maná para mantener la regeneración de mis soldados. ’ Y el maná no era el único beneficio de la estadística de [Inteligencia]. Jinwoo al final había aprendido que, a medida que aumentaba su [Inteligencia], también aumentaba la cantidad de sombras que podía crear y almacenar. Por todo esto, aumentar su [Inteligencia] era una necesidad. ‘Hay un límite a lo que puedo ganar únicamente subiendo de nivel o con misiones diarias…’ Si pudiera obtener veinte puntos de estadísticas de bonificación a través de una misión, se resolvería un gran problema. GlupY…’ Jinwoo levantó la vista de la ventana de recompensas. ‘Escoge un objeto de la tienda. ’ Solo esa cantidad de estadísticas era una recompensa insana, pero además había otra. ‘¿De verdad? ¿Un objeto de la tienda? ’ Jinwoo recordó los equipos de clase alta de la tienda. ‘Además…’ Los equipos de rango S costaban miles de millones, algunos incluso decenas de miles de millones de monedas de oro. Jinwoo miró la Asesina de Caballeros que tenía en su mano izquierda. Esta daga le había costado tres millones de monedas de oro y todavía la estaba usando. ‘Si una daga de rango B de tres millones es tan buena, ¿cómo serán las dagas de rango S que cuestan decenas de miles de millones? ’ Tenía mucha curiosidad. Mirando solo la primera y la segunda recompensa e ignorando la tercera que era desconocida, esta era una misión increíble. ‘Viendo las recompensas, acabar con unos pocos monstruos será tan fácil como comer... ’ Debido a que los ojos de Jinwoo se centraron primero en las recompensas de la misión, no había mirado el objetivo de la misma. Así que, cuando vio el número de ceros, se sorprendió. “Diez… ¿Diez mil?” Jinwoo no pudo evitar exclamar en voz alta. Esto no era solo ‘derribar unos pocos monstruos’. ‘Realmente no es una misión ordinaria. ’ No importaba qué tipo de monstruos fueran estos demonios, matar a más de diez mil sería una dura experiencia. Sin embargo, el cazador puso una amplia sonrisa. ‘Eso sería… Si estuviera solo. ’ Actualmente contaba con cincuenta soldados sombra, por lo que cada uno solo tenía que derribar doscientos demonios. Con esos soldados, la misión era factible.

¿Quieres aceptar la misión?
Por supuesto. ’ No había manera de que se negara.

Has aceptado la misión.
Si fallaba, la única penalización sería la pérdida del tiempo empleado en intentar completarla. ‘Comparado con la penalización de otras misiones… Bleh…’ Su vida había estado en peligro con la misión de cambio de clase o con las misiones de emergencia. Comparado con esas, esta era una bendición. En el momento en que aceptó la misión, un contador apareció en el aire. ‘¿Va a contar mi progreso con eso? ’ – pensó mientras levantaba la cabeza.

Almas demoniacas recolectadas: 0 / 10.000
Diez mil… Hay un largo camino por recorrer. ’ Con los números apareciendo en su cabeza, Jinwoo se rio con incredulidad. De repente, descubrió otro contador a la izquierda del contador de almas. ‘¿Eh?

Experiencia para el próximo nivel: 60.000
Las letras holográficas mostraban claramente un número, y le estaban diciendo que subiría de nivel una vez que llenara ese número. ‘¿Por fin puedo ver mi experiencia? ’ Pero era nivel 61, no parecía ser un hito que apareciera ahora. No solo eso, Jinwoo no había visto ese contador antes de entrar en el Castillo demoníaco. ‘Veamos…’ Jinwoo dio un paso atrás y salió del castillo demoniaco. Con eso, tanto el contador de almas como el contador de experiencia desaparecieron. Cuando volvió a entrar, los dos contadores regresaron como si siempre hubieran estado ahí. ‘Parece que solo aparece en el castillo demoniaco. ’ Era una lástima que no pudiera ver el contador de experiencia en el exterior, pero seguramente sería conveniente mientras estuviera aquí. Por otra parte… ‘¿Eso significa que me va a llevar mucho tiempo salir de aquí? ’ Era una posibilidad. Jinwoo repasó los detalles de la misión una vez más, luego cerró el cuadro del mensaje. ‘Esta misión no está nada mal. ’ Había llegado el momento de explorar el interior del castillo. ‘¡Huck! ’ Los ojos de Jinwoo se agrandaron. Woooooooooooooo… Una ciudad en ruinas yacía ante sus ojos. Inesperadamente, era otra mazmorra de tipo campo. ‘¿Dónde está esto? ¿Es Seúl? ’ Quizás, si todos en Seúl murieran y hubieran transcurrido cien años, podría tener este aspecto. Una ciudad gris que había perdido toda su belleza, solo unas pocas luces parpadeaban por las calles. ‘Y pensar que sería otra mazmorra de tipo campo…’ Además, estaba usando la gran ciudad de Seúl como su base. Al lado de las mazmorras instantáneas que usaban la estación de metro o un centro comercial, esto estaba en otra liga. ‘¿A dónde voy? ’ – pensó mientras los ojos de Jinwoo se estrechaban. No sabía dónde estaba su objetivo. Jinwoo miró a su alrededor, pero tras dudar por unos instantes, pudo ver a lo lejos una gigantesca columna de luz por donde debería haber estado la Torre Namsan. ‘Probemos por ahí. ’ Jinwoo comenzó a caminar hacia esa dirección y, por si acaso se perdía, intentó recordar la zona donde estaba la puerta del castillo. Sin embargo, no tuvo que caminar demasiado lejos antes de ser interrumpido. “Kik-kik.” “Kikikik.” Algunos pequeños monstruos salieron de entre los edificios. ‘Demonio de bajo nivel. ’ Jinwoo leyó los nombres de color rojo oscuro sobre sus cabezas y entendió lo que eran. ‘Parece…’ Si las bestias mágicas de tipo gárgolas tuvieran alas, se verían como estas cosas. Eran ocho. ‘Ya tengo ocho almas. ¡Plash! Había golpeado en la frente de uno de los demonios con el Puñal de Baruka.

Has derrotado a un demonio de bajo nivel.
Has ganado 100 puntos de experiencia.
Has ganado 1 alma demoniaca.
“¿Ki-kik?” “¿Ki-kik?” Mientras estaban distraídos por su compañero caído. Jinwoo corrió rápidamente y le quitó la cabeza a otro. ¡Plash!

Has derrotado a un demonio de bajo nivel.
Has ganado 100 puntos de experiencia.
Has ganado 1 alma demoniaca.
Estas cosas daban cien puntos de experiencia cada uno. ‘Y necesito 60.000 puntos de experiencia para subir de nivel…’ Si derrotaba a seiscientos demonios de bajo nivel debería subir de nivel. Los demonios restantes cayeron rápidamente. “¡Kiiiiiiek!” “¡Kek!” Ya había recolectado ocho almas y había ganado ochocientos puntos de experiencia. ‘No es un mal comienzo. ’ Una maratón comenzaba dando unos pocos pasos. Los ojos de Jinwoo brillaron mientras buscaba a su próxima presa.
* * *
Gremio Tigres Blancos. En la oficina del maestro del gremio. Después de estar ocupado durante los últimos días, Baek Yoonho estaba revisando los documentos e informes que había estado descuidando. Beep Él cogió el teléfono. - Maestro de gremio, el cazador Min Byunggu le está llamando, ¿quiere que le conecte? “Sí, por favor.” - Bien. Un momento después, una voz familiar vino del receptor. - Hermano Baek, ¿por qué está apagado tu teléfono móvil? “Debido a esos malditos reporteros. Voy a estar desconectado hasta que esta maldita historia se olvide.” – contestó Baek Yoonho tras suspirar profundamente. - Oh, sí, ¡eso! La puerta roja. Vi las noticias en Japón, Hermano, te ves muy bien en televisión. “No me pongas a prueba. No estoy de humor para bromas. Como encuentre al que filtró esa historia, voy…” - No te preocupes demasiado por eso. Esa historia va a ser enterrada por otra gran noticia que saldrá en breve. “¿Una gran noticia? ¿De Japón?” - Sí. El problema es peor de lo que pensábamos. Va a crear olas en Corea en poco tiempo. “¿Por qué? ¿Qué ha pasado?” - Hace una semana, Japón contactó en secreto con la Asociación de cazadores de Corea y los grandes gremios de Corea del Sur. Se les informó que Japón necesitaba una consulta con los cazadores de Corea. Y así, varios cazadores en representación de Corea viajaron a Japón para una reunión. A mí me tocó ser uno de ellos. Baek Yoonho empezaba a sentir curiosidad sobre todo ese asunto. “Deja de perder el tiempo y dilo de una vez. Esta es la primera vez que esos bastardos japoneses nos piden ayuda con algo. ¿Qué está pasando para que esos jodidos arrogantes se echen a temblar?” - Hermano Baek, ¿te acuerdas de las hormigas de la isla de Jeju? Estaba hablando de una puerta de rango S que había sufrido una brecha hacía cuatro años en la isla de Jeju. La mazmorra estaba poblada por bestias mágicas de tipo hormiga. Corea del Sur había intentado recuperar la isla tres veces, pero todas terminaron en fracaso. Finalmente, el gobierno abandonó la joya de Corea y la isla de Jeju se convirtió en una tierra poblada por las bestias mágicas. “¿Cómo puedo olvidarlo? Casi me muero durante uno de esos esfuerzos por recuperarla.” - Ha habido un cambio en esa zona. “¿Cambio? A quién demonios le importa. Que se maten y se coman unos a otros dentro de la isla.” - Eso es… La voz del teléfono se llenó de preocupación, pero al final continuó. - Descubrieron el cadáver de una hormiga alada en la costa de Japón.